CREACIÓN – ROCÍO OVIEDO Y PÉREZ DE TUDELA